Pantallas plegables ¿será lo que viene en tecnología?

Gipselly 31/01/2019
Pantallas plegables

Siempre que el mercado se satura de productos muy similares entre sí, es posible irrumpir en él introduciendo un producto totalmente novedoso. Se trata de un proceso de destrucción creativa, una expresión o concepto popularizado por Joseph Schumpeter e ideado por Werner Sombart.

Según esta noción un nuevo producto y/o una nueva marca, puede irrumpir en un mercado altamente competitivo y ser, a su vez un competidor eficaz, si lo hace introduciendo un producto que nadie más sea capaz de ofrecer.

Tal es el caso de las pantallas plegables las cuales son, sin duda alguna, una propuesta tan arriesgada como innovadora, en el sentido de que nunca antes ha sido realizada de forma concreta.

Una propuesta demasiado innovadora

No obstante, podría señalarse que las pantallas plegables son en exceso innovadoras. Son una propuesta tan poco convencional, que muchas personas aún se preguntan los objetivos específicos para los que se utilizaría alguna pantalla de este estilo.

Tanto usuarios como desarrolladores aún se están preguntando cómo pueden aprovechar al máximo este tipo de disrupción en lo que respecta a las pantallas táctiles convencionales.

Para ser justos en la evaluación de esta nueva e incipiente tecnología, es necesario evaluar sus principales ventajas y aquellos elementos que, si bien no son defectos, pueden considerarse como “desventajas” o dificultades.

Pantallas plegables

Ventajas y “desventajas”

Dentro de las ventajas, los usuarios señalan que un dispositivo de pantalla plegable es esencialmente un dispositivo para ahorrar espacio. Su fácil traslado y almacenamiento representaría una gran ventaja para las personas que gustan de viajas con pequeños maletines.

La posibilidad de guardar un dispositivo electrónico de tal capacidad en poco espacio, ha sido el punto más atractivo para los miles de usuarios que han posado su atención sobre este nuevo e ingenioso producto. En cuanto a las desventajas, más que ser inconvenientes o defectos inherentes al nuevo dispositivo, estos productos presentan el gran dilema de cual será el uso inteligente se podrá hacer de ellos.

No obstante, se estima que dada la impresionante creatividad de los desarrolladores de aplicaciones (y videojuegos para móviles y tabletas) las pantallas táctiles plegables tengan una recepción más que aceptable en unos años cuando alcance su desarrollo pleno.

Nadie se quiere quedar atrás

A pesar de ser una apuesta arriesgada, nadie quiere quedarse atrás en esta nueva carrera. El primer innovador fue Royole Corporation, el fabricante proveniente de China que desarrolló el primer dispositivo de esta índole que lleva por nombre FlexiPai.

Por su parte, Apple ha expresado su deseo de incorporar las pantallas flexibles a sus dispositivos una vez que se determine su viabilidad como producto comercial. Es decir, la reconocida marca de la manzana se sumará a la competencia una vez que determine una experiencia de uso sólida que demuestre que vale la pena desarrollar tales dispositivos.

Sin duda alguna, los grandes fabricantes de tecnología se encuentran ante un gran reto. Sin embargo, como todo desafío, este lleva tras de sí un gran potencia que quizás aún es incalculable.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *

shares
error: