El mercado ruso se resiste a Google y a Facebook

El mercado ruso se resiste a Google y a Facebook

Si hay dos empresas que se han convertido en claros referentes de las primeras décadas del siglo XXI, esas son Google y Facebook. Ambas compañías han sabido ofrecer a la sociedad justo aquello que necesitaban de internet, llevando a lo más alto la experiencia online. Sin embargo, Rusia sigue con sus propias reglas y en este país existen otras plataformas que se han alzado con el trono.

El mejor motor de búsqueda

La herramienta Google es el motor de búsqueda más instaurado en occidente. Las empresas giran en torno a su posicionamiento en éste y parece que nadie puede llegar a cuestionar su poder. No obstante, en Rusia todo es diferente y el buscador Yandex es indudablemente el predilecto. Una compañía que no deja de crecer año tras año y sigue a la cabeza del país.

Está considerado como el cuarto motor de búsqueda en todo el mundo, algo realmente relevante considerando que no se utiliza en muchas regiones. Cuenta con más de 150 millones de búsquedas al día, una clara muestra del nivel de tráfico que puede llegar a generar, con más de 50 millones de usuarios.

El mejor motor de búsqueda

Tal y como su competidor Google, está considerada como una gran empresa. Ha sabido diversificar sus prestaciones, contando ya con productos tecnológicos de nivel como son los smartphones o coches no tripulados. Algo que no habría sido posible de no ser por sus más de 6.000 empleados en las 16 oficinas que tienen repartidas por todo el mundo.

Su diversificación de contenidos es tal que Arkadiy Volozh, uno de sus creadores, no está tan de acuerdo con eso de ser el ‘Google ruso’. En sus propias palabras, son más bien “el Uber de Rusia, el Spotify de Rusia y muchas otras cosas más”.

Las redes sociales más grandes del país

Hace años que el panorama de internet incorporó a su lenguaje la terminología web 2.0, un lugar en el que los usuarios conectaban entre sí y pasaba a ser una comunidad online inmensurable. Tal y como Facebook lo cambió todo en occidente, lo mismo ocurrió con Vkontakte en Rusia, la red social más grande del país.

Comúnmente conocida como VK, esta red social cuenta con más de 400 millones de cuentas registradas. Una cifra que clarifica el nivel de intensidad con el que esta empresa llegó a la sociedad rusa. Con un público realmente joven (el 70% son menores de 30), logra recoger datos de escándalo como sus 650 millones de visitas al día en sus vídeos.

Actualmente, la empresa tiene un valor de 3.000 millones de euros, algo que es consecuencia directa de sus ingresos anuales en base a la publicidad de 200 millones de euros. Un hecho que sólo las compañías más grandes han logrado alcanzar en el resto del mundo.

Tal y como lo hace Facebook, esta plataforma permite compartir contenido personal en un muro virtual, chatear de forma interna con los amigos, formar parte de comunidades, e incluso, cuenta con un e-commerce propio. Algo que la convierte en un portal realmente similar al de Mark Zuckerberg.

Por otro lado, Odnoklassniki es la segunda red social más importante de Rusia. Cuenta con un sistema muy similar el de VK, no obstante, al igual que Facebook e Instagram en occidente, muchos la utilizan de forma complementaria.

Surgió en 2006 y desde entonces no ha dejado de crecer. Tanto es así que hasta ha llegado a estrenar su propia película tal y como hizo David Fincher con ‘La red social’. Una plataforma utilizada por el 19% de la sociedad todos los días y con hasta un 69% de usuarias femeninas.

Ambas compañías han llegado a lo más alto de su propio sector. Se han ganado una posición dominante con respecto a sus competidores americanos y esto no es algo que tiene previsto cambiar. Siempre reinventándose y llegando a nuevos horizontes, estas webs rusas pretenden llevar al siguiente nivel la experiencia online del mundo entero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: