¿Cada cuánto tiempo se debe cambiar de ordenador portátil?

Ordenador portátil

Tal como ocurre con los smartphones, hasta el modelo más avanzado de un ordenador portátil lanzado al mercado terminará quedando obsoleto y deberá ser reemplazado en algún momento. Por ello será necesario cambiarlo por un equipo de mejores características y que nos ofrezca un funcionamiento óptimo.

Esto ocurre considerando que las marcas innovan con mucha frecuencia y permanecen en constante investigación y desarrollo de funcionalidades, proyectando el lanzamiento de nuevos dispositivos en un plazo de hasta cinco años. Es decir, que cuando se lanza un nuevo dispositivo, ya se tienen proyectados los lanzamientos que se producirán a futuro.

Ahora bien, con el uso que actualmente damos a los ordenadores y las exigencias que tiene el usuario, el tiempo en que los ordenadores se vuelven obsoletos se ha reducido. Según diferentes estudios, un 60% de la población cambiaría su ordenador portátil a partir de los tres años de uso y para la renovación buscarán las novedades ofrecidas por las mejores marcas de portátiles.

¿Cada cuánto tiempo deberíamos cambiar nuestro ordenador portátil?

Como media, solemos cambiar de ordenador cada cinco años, ya sea por asuntos de funcionalidad o sencillamente por motivos estéticos. Esto, a pesar de que el tiempo de vida del mismo es de unos 7-10 años en teoría, siempre que no se produzcan fallos de funcionamiento relacionados con un mal uso de los componentes o algún otro factor externo.

Sin embargo, la mayoría de las personas suele cambiar de ordenador buscando obtener un mayor rendimiento del dispositivo y disfrutar las ventajas de un portátil de última generación. Por ejemplo, el rendimiento gráfico o la posibilidad de instalar la última versión de un sistema operativo en específico para exprimir todas sus características.

Señales que indican la necesidad de cambiar nuestro ordenador portátil

Marcas como HP, Samsung y Lenovo, suelen apostar fuertemente por la incorporación de características avanzadas. A pesar de ello, hay indicadores específicos que nos alertarán sobre la necesidad de adquirir un ordenador nuevo. Estos son los siguientes:

Almacenamiento y memoria RAM

Cada vez que se lanzan nuevos programas, terminan siendo más pesados y ocupando gran cantidad de memoria RAM. En la actualidad, tener un ordenador con 4GB de RAM puede suponer un serio desafío para la ejecución de determinadas aplicaciones y terminar congestionando todo el sistema, razón por la cual muchas personas deciden hacer el cambio a un ordenador más nuevo.

Actualizaciones del sistema operativo

Los sistemas operativos se actualizan de forma periódica, añadiendo nuevas características, aplicaciones y funcionalidades. Si tienes un ordenador antiguo o no compatible con dicha actualización, te perderás de estas novedades o sencillamente tendrás una experiencia de usuario deficiente a la hora de usar tu portátil.

Necesidades del usuario

Cada tipo de usuario tiene una relación distinta con su ordenador, tanto en nivel de exigencia como frecuencia de uso. Quién utiliza su ordenador para labores ofimáticas básicas como navegar en internet, visualizar multimedia o utilizar programas de procesamiento de texto, pueden perfectamente estar con el mismo ordenador durante años sin necesitar nada más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: