Videoconsolas portátiles: ocio digital en cualquier sitio

Videoconsolas portátiles

El ocio digital es cada vez más frecuente en nuestras vidas, pues ya no la entendemos sin hacer uso de nuestros ordenadores, sin los teléfonos móviles o careciendo de esos televisores inteligentes que tantas horas de diversión nos proporcionan. A este respecto, las videoconsolas son, sin lugar a dudas, uno de los dispositivos más utilizados. Pero para hacer uso de ellas hace falta una pantalla que no siempre está a nuestro alcance. Para poder disfrutar de los mejores juegos en cualquier lugar, tienes a tu disposición las videoconsolas portátiles en la actualidad.

Dispositivos del siglo XXI para ejecutar juegos de tu infancia

Aunque una videoconsola portátil dispone de un catálogo de juegos propio, la variedad de estos dispositivos es enormemente amplia y hay un buen número de ellos que están expresamente pensados para que puedas rememorar tu infancia, volviendo a disfrutar con las aventuras de Mario, permitiendo que te deleites con las míticas carreras de Out Run o, por poner sólo algunos ejemplos, haciendo que vuelvas a vivir la resurrección de los dinosaurios jugando al Cadillac and Dinosaurs.

Game Boy

Para ello, los desarrolladores han puesto énfasis en la creación de unos emuladores que permiten utilizar los juegos de aquellas máquinas que tantas horas nos ocuparon durante los años 80, 90 e incluso la primera década del siglo XXI, como Nintendo NES, Super Nintendo, Megadrive, Sega Saturn, Dreamcast, Nintendo 64 o la mismísima NEO GEO, de la que muchos de nosotros sólo disfrutamos gracias a las recreativas. 

Más allá de los juegos: música, vídeos y todo tipo de contenido multimedia en un sólo dispositivo

Pero estas videoconsolas portátiles de las que te hablamos no están limitadas a los juegos, sino que en su gran mayoría permiten reproducir tus discos favoritos, visualizar vídeos e incluso leer ebooks en unas pantallas que, por cierto, están pensadas para que las uses durante horas, por lo que su versatilidad es tal que puede decirse que, más que de videoconsolas propiamente dichas, se tratan de unos dispositivos enormemente funcionales y aptos para poder ser utilizados en cualquier ocasión

Diversión asegurada para todos los bolsillos

En cuanto al precio de este tipo de dispositivos, pese a lo que puedas pensar, tenemos que comentar que los tienes desde los 20€ que cuestan las videoconsolas portátiles más limitadas en lo que a hardware respecta (lo que no significa que no puedan proporcionarte muchas horas de diversión) hasta los más de 200 que vale la Nintendo Switch Lite, motivo por el que no tienes porqué renunciar a tener en tu poder una de estas maravillas por motivos económicos. 

Aún así, aunque resulte obvio, tenemos que indicar que cuanto más inviertas en una de estas videoconsolas portátiles, más funcionalidades tendrás a tu alcance, por lo que si puedes permitirtelo deberías adquirir una de mayor precio que el de las más humildes. 

Por ejemplo, nos gustaría sugerirte la Qumox 64Bit, que por poco menos de 40€ ofrece 8 Gb de memoria en los que podrás albergar varios cientos de juegos (añadidos a los 100 que trae por defecto), además de la música y los vídeos que quieras. En el caso de que esos 8 Gb se te queden cortos, hay que decir que son susceptibles de ser ampliados con una tarjeta MicroSD. Además, cabe destacar que dispone de una pantalla de 4,3 pulgadas y que, en el caso de que quieras jugar en tu televisor, puede conectarse a otras pantallas mediante el uso de un cable que, aunque no esté incluido, puedes adquirir por muy poco dinero.

En conclusión, tenemos que afirmar que las videoconsolas portátiles son una excelente opción para los nostálgicos de los videojuegos vintage, pero también un regalo ideal para los niños y un complemento de uso diario para cualquier persona que, por ejemplo, utilice diariamente el transporte público y busque un dispositivo versátil para amenizar sus trayectos. ¿Cuánto vas a tardar en adquirir una?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: