Consejos para organizar eventos corporativos con éxito

Eventos corporativos

Los eventos corporativos son esenciales sin importar el tamaño de la empresa, ya sea que se trate de una consolidada en el mercado o una que quiere darse a conocer. Son oportunidades de gran eficacia para atraer tanto a inversores como a clientes, así como para crear equipo o convertirse en referentes de su sector.

Los eventos de empresa son imprescindibles para posicionarse en el mercado y permanecer visibles y en la memoria de los consumidores. De estas celebraciones sacan partido tanto las grandes compañías como las empresas pequeñas que quieren darse a conocer. Están considerados como perfectos escaparates, muy útiles para divulgar un proyecto de empresa, un servicio específico o un nuevo producto de una forma cercana, entrando en contacto directo con los potenciales clientes, socios, inversores y, también, con posibles proveedores.

Así mismo, estos encuentros sirven para convertirse en referente de los propios empleados y competidores, demostrando la autoridad de la compañía dentro del sector. A nivel interno, es muy saludable que los empleados se sientan respaldados por una empresa reconocida, que no sientan que su puesto de trabajo corre peligro.

La personalización del evento

Todo festejo corporativo debe tener la seña de identidad de la empresa. En este sentido, la personalización es lo que los hace diferentes unos de otros, aunque se den en escenario similares. El logo de la empresa y los colores corporativos deben marcar la organización y estar bien presentes y visibles en todo momento. Se hace necesario por tanto la ropa personalizada para todos aquellos miembros de la compañía que la representen durante el tiempo que dure este encuentro.

La ropa homogénea y que se identifique claramente con la corporación no solo mejorará la imagen global, sino que ayudará a que los asistentes sepan a quién dirigirse en caso de tener que hacer alguna consulta o querer interesarse por algún producto o servicio de los ofrecidos.

Organizar eventos corporativos con éxito

Los bordados personalizados con el logo de la organización quedan bien en cualquier prenda y es una técnica de impresión muy duradera, de gran calidad y con un acabado profesional, ideal para los uniformes de empresa, imprescindibles para marcar esa diferenciación marcando, además estilo y clase.

Recomendaciones para crear un evento corporativo

La estrategia a seguir a la hora de organizar estas reuniones multitudinarias debe estar perfectamente planificada para conseguir que tenga el éxito esperado. Este tipo de acciones ayuda a las marcas a alcanzar objetivos de marketing específicos, pero tienen que estar bien planteadas desde su base. Lo primero que hay que hacer es definir qué se quiere conseguir, elegir bien el tipo de evento, medir el presupuesto y contar con ayuda profesional.

Definir el objetivo

Los objetivos pueden clasificarse principalmente en dos grandes grupos: los que persiguen objetivos promocionales y los que buscan objetivos motivacionales. En el primer caso, se promociona algún producto o línea de negocio y, en el segundo, todo gira en torno a la propia empresa para recompensar y estimular a los empleados.

Independientemente del objetivo que se quiera alcanzar, este debe estar definido por el término SMART (específicos, medibles, acordados, realistas y con timing definido) para tener claro cómo ha de plantearse el evento para conseguir esos resultados planteados.

Elegir el modelo más conveniente

Los eventos corporativos normalmente deben captar la atención del mercado para generar nuevos clientes, socios o inversores, y cuando son de carácter interno, deben ser amenos y divertidos, ayudando a integrar a la plantilla para que se sienta cómoda.

Hay muchos tipos y hay que saber bien cuál elegir. Entre los mas destacados están: los de lanzamiento, los formativos o participativos, las reuniones y celebraciones, las ferias y las exposiciones.

Medir los resultados

Cualquier acción de marketing que se acometa en la empresa debe ser medida. En el caso de los eventos corporativos no iba a ser menos. Son una gran forma de captar clientes y se deben establecer métricas y analizar los datos para comprobar si se consiguieron los objetivos o alcanzaron las expectativas.

Para medir la efectividad de estas acciones existen diferentes indicadores, de tipo cuantitativo o cualitativo.

Los indicadores cuantitativos evalúan, según el objetivo, datos como gastos vs. ingresos, venta de entradas, participación, cantidad de productos vendidos y ventas posteriores…

Los indicadores cualitativos miden el impacto en redes sociales, las notas de prensa y menciones en otros medios, las encuestas sobre la experiencia de los participantes en el evento, el interés por la marca después de desarrollarse esta actividad, etc.

Trabajar con una agencia profesional

Como se viene observando a lo largo de este artículo, son muchos los elementos a tener en cuenta a la hora de organizar un evento corporativo del tipo que sea, por lo que la mejor inversión para sacarle un buen provecho es recurrir a una empresa profesional especializada en este tipo de celebraciones.

Uno de los trabajos que tendrá que realizar no solo será en relación a la organización del mismo, sino a darle la suficiente difusión en las redes sociales, y demás medios de comunicación, tanto digitales como tradicionales. Y es que una buena promoción es muy importante para conseguir el éxito deseado con la máxima participación posible, y que, además, sea la audiencia adecuada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: