5 consejos para diseñar un logotipo para tu empresa

Consejos para diseñar un logotipo para tu empresa

Aunque el diseño del logo de una empresa puede parecer una tarea sencilla, hay muchas cosas detrás del desarrollo de la identidad visual de una marca. No solo se trata de un conjunto de letras bonitas adornadas con algunas figuras geométricas; el logotipo de una empresa debe ser capaz de hablar por la marca y transmitir un mensaje que influya sobre las decisiones de compra.

Vivimos rodeados de logos y, en ocasiones, llegamos a reconocer una marca simplemente al ver el símbolo que utilizan como logo. Crear el logo perfecto implica combinar una serie de elementos visuales con el objetivo de generar una imagen capaz de imprimirse en la mente de la gente y causar una buena primera impresión sobre una empresa, producto o servicio.

Diseñar un logo era una tarea que, hasta ahora, debía ser realizada por un profesional. No obstante, hoy es posible crear un logotipo con Logaster, registrarlo y guardarlo para utilizarlo como parte de la identidad visual de nuestra empresa, pudiendo editarlo y realizar cambios de manera simple y con precios bastante adecuados a las necesidades de los emprendedores modernos.

¿Cuál es la importancia de tener un buen logotipo?

El logotipo se convierte en el primer símbolo que los clientes relacionan con la empresa, marca o producto. Este les proporciona una primera impresión y puede tener la capacidad de generar una vinculación. De ahí que sea importante contar con un logo que vaya acorde con los valores de nuestra marca y los objetivos que deseamos alcanzar con ella.

Para todos los emprendedores que se encuentran en proceso de planificación de la identidad visual de su marca, es necesario aprender a causar una buena primera impresión. Ya sea que cuentes con experiencia en diseño o vayas a dejar en manos de un profesional la creación del logotipo de tu empresa, te conviene tener una idea básica de lo que deseas transmitir.

¿Cómo diseñar un buen logotipo?

Aunque no existe una fórmula mágica o una regla general que dé cómo resultado un logotipo exitoso, sí es muy importante seguir algunas recomendaciones básicas para desarrollar una idea con la capacidad de ser fácil de recordar y entender, suficientemente versátil para ajustarse en diferentes medios de exposición. A continuación, te dejamos algunos consejos para diseñar un buen logotipo:

Cómo diseñar un buen logotipo

Simplicidad

Uno de los elementos principales relacionados a un buen diseño de logotipo es la simplicidad. La selección de colores, la cantidad de elementos que se incluyan y todo el conjunto debe ser simple. Cuanto más fácil de procesar sea la imagen general, mejor será recibida por la audiencia y más rápido logrará transmitirse el mensaje deseado.

Consistencia

El logo debe ajustarse a los valores, misión y visión de la empresa o marca. No solo se trata de belleza sino de que la estética tenga concordancia con el mensaje que desea transmitirse. En general, los logotipos de una empresa se deben asociar al arquetipo de marca, es decir, de la personalidad que transmite en su comunicación con clientes y proveedores.

Correcto uso del color

No se elige el color favorito, sino el color que mejor se adapte a las intenciones de la marca y el tipo de mensaje que desea transmitirse. Por ejemplo, el color negro representa a marcas potentes, creíbles y generalmente lujosas; el color verde se asocia a lo orgánico, al crecimiento; azul es el color de la confianza y de la tranquilidad. La psicología del color es fundamental para crear un logo.

¿Nombre, símbolo o combinación de ambos?

Hay diferentes tipos de logos. Hablamos de logotipo cuando se utiliza el nombre de la marca como representación gráfica de la misma, para lo cual se utiliza una tipografía específica. Es lo que ocurre con Coca-Cola o Walt Disney, cuya identidad gráfica se basa en el nombre de la marca, utilizada en todas las comunicaciones de la misma.

Sin embargo, existe también el Isotipo, un símbolo para representar la marca, sin palabras. Imagotipo, que sería la combinación de un logotipo y un isotipo, que pueden funcionar de forma independiente. Finalmente, existe el Isologo, que sería un isotipo e imagotipo que no pueden ser divididos y solo funcionan en conjunto, como ocurre con Burger King.

Tener la capacidad de perpetuarse

El logo de una marca no debe envejecer ni pasar de moda. En líneas generales, ha de tener la capacidad de mantener su vigencia con el paso de los años, incluso décadas. Sería un error realizar actualizaciones de logo según varían las tendencias de diseño y publicidad, puesto que su capacidad de ser recordado desaparecería.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: