Festival Internacional Cinema D'Autor Barcelona
Fresy Cool

Fresy Cool

Mondadori
8.6
Publicado el 29.02.12

Un “zas” en toda la boca

Epata, desconcierta, divierte, da que pensar y conquista al lector. Así es ‘Fresy Cool’, una bofetada a la literatura tradicional, un salto al vacío sin red del que el propio autor es consciente, un corte de manga a la ‘intelligentsia’ cultural… Acercarse a este libro con ideas preconcebidas es un craso error, porque es una novela atípica, todo un ejercicio de estilo que consiste, precisamente, en cargarse el estilo y reinventar la literatura: múltiples registros, narradores que cambian sin aviso previo, saltos histórico-temporales e incluso su aniquilación, como si el autor jugara a poner en práctica la teoría de la relatividad de Einstein. Suena arriesgado (sin duda lo es), pero funciona.

“La trama es un invento burgués”, dice Pleonasmo Chief, el protagonista de ‘Fresy Cool’, en un momento de la novela. Y en ésas estamos. Hay trama, sí, pero no al uso, sino como excusa para analizar la literatura, el amor, las dudas existenciales que puede provocar un trabajo que no realice a quien lo hace, la fachada y las farsas de ese Madrizentro tan reconocible…

Decía Godard que en una película debe haber inicio, desarrollo y final, “pero no necesariamente en ese orden”. Antonio J. Rodríguez parece jugar con esa premisa. ‘Fresy Cool’ nos cuenta la vida de Pleonasmo y su romance con Lola Font, pero no lo hace de forma lineal (citemos de nuevo a Pleo: “creo en la escritura libérrima y en el azar”), sino jugando con el lector, vacilándole incluso. Provocándole con referencias que van desde la farmacopornografía de Beatriz Preciado a la tristeza infinita de David Foster Wallace, pasando por las referencias veladas a Pynchon.

‘Fresy Cool’ no busca al lector vago, ése al que le gusta que le den todo masticado, sino al que le prefiere jugar, adivinar y perderse en la lectura. Si entras en el juego, la diversión está asegurada.

Otros tags:
David Foster Wallace, Thomas Pynchon, Antonio J. Rodríguez, Beatriz Preciado

Otros contenidos relacionados:

Tu opinión, aquí

Sólo tienes que loguearte con una de las siguientes plataformas:

Dacebook
Twitter
Google
Yahoo
Tu nota: ( opcional )  
   
 
Numerocero ©. 2011-2014