Test de Rorschach: Dennis Cooper

Test de Rorschach: Dennis Cooper

Publicado el 26.04.12
por David G. Natal
@DavidGNatal

Tenemos fijación con él y lo sabemos. Ya lo demostramos al dedicarle uno de nuestros manuales de uso, pero ahora el propio Cooper se ha prestado a participar, con energía, en un Test de Rorschach. Ha publicado recientemente su última novela, ‘The Marbled Swarm’, sin planes de traducción conocidos en España, pero, en realidad, es uno de esos artistas, casi del Renacimiento, que siempre están de actualidad, ya sea por sus creaciones literarias, sus colaboraciones en montajes teatrales o su polémico blog. Con todos ustedes uno de los artistas contemporáneos más icónicos y reveladores: Dennis Cooper (en estado puro).

 

Este es Bradford Cox en el video de Deerhunter Helicopter . Supongo que sabes que la canción se inspira en algo que escribí en mi blog sobre una estrella del porno ruso que fue supuestamente asesinado al ser arrojado de un helicóptero en una remota parte del país. Me siento muy honrado de haber ayudado a inspirar la canción, obviamente, y admiro tremendamente a Bradford. Nunca nos hemos conocido en persona, pero hemos estado en contacto desde hace mucho, tras ‘encontrarnos’ e intercambiar e-mails en una antigua red social, Friendster, cuando Deerhunter estaba empezando. Él ha sido un comentarista habitual en mi blog, hasta que el éxito de su grupo lo convirtió en un hombre muy ocupado. Creo que es un héroe y un artista increíble. 



 

Michel Houellebecq . Me gustan bastante sus novelas, o al menos las tres que he leído (‘Ampliación del campo de batalla’, ‘Las partículas elementales’ y ‘Plataforma’), pero nunca me he enamorado de lo que hace. Creo que su trabajo es arriesgado de una manera interesante, y me gusta la energía que él desprende a nivel cultural Pienso que su prosa es, a menudo, inteligente y con amplitud de miras. Lo vi haciendo una lectura en Los Ángeles una vez, precedido por strippers, y fue impresionante. Pero, por otro lado, también odia a muchos de mis escritores franceses favoritos, y en aquella lectura habló de Alain Robbe-Grillet, que es uno de mis preferidos, como de su enemigo declarado, lo cual no hace que se gane mi cariño. Aún así, asumo que esta toma de postura suya es parte de una estrategia para construir una imagen pública deliberadamente  iconoclasta. Supongo que en general pienso que es alguien divertido para tener cerca.

 


Uh, la pareja. No los reconozco. Parecen sacados de los años 70. Llevan anillos de casados, así que supongo que lo están, a pesar de que él se trabaja el look de estrella gay de la era disco. Quizá ella era una estrella disco y a él le hacía ilusión conocerla, pero ella parece, en cualquier caso, más excitada por él, aunque supongo que lo que en realidad parece es que están compartiendo un chiste privado sobre algo, seguramente algo que yo nunca pensaría que es gracioso en absoluto. Deben de tener unos 60 años ahora. Extraño. Su aire de satisfacción es patético, visto en retrospectiva. En su época, siempre me mantuve a distancia de gente que tenía esta pinta. Yo estaba en plena transición del Glam al Punk, y no creo que nunca haya conocido a gente así.


 

Con esta imagen todo sobre lo que puedo pensar es en lo que supongo que has imaginado que me haría pensar (en un ano, un ‘glory hole’), pero la verdad es que no me trae esas cosas a la mente en absoluto.  Me resulta difícil ver algo más que una mala habilidad con Photoshop. Existe este tipo, que acaba de ser candidato a Presidente en Francia en la primera ronda de las elecciones, que quiere crear un corredor termo-nuclear entre la Tierra y Marte. Me hace pensar en él un poco. Y también en lo que algún mal diseñador gráfico imagina que sería mirar en el fregadero de una cocina cuando vas de ácido.


 

Nunca he sido un gran fan de Balthus. Cuando artistas que trabajan con esta temática generan un inherente factor de curiosidad en mí, sus pinturas me parecen algo cursis y rígidas y demasiado ilustrativas. En esta pintura, la mirada en la cara de la niña es buena, pero la mirada en la cara de la mujer es demasiado neutral e indeterminada. Creo que quizá Balthus se acobardó ahí. El lazo en el pelo de la niña es una especie de truco barato. El hermano de Balthus, el artista y escritor Pierre Klossowski, que también lidió con la perversión como tema, es mucho más interesante y mucho más afín a mí, porque hay más desorden estético y psicológico en su obra. Quizá porque me enfrento a un material similar en mi trabajo, puedo ser muy quisquilloso sobre la manera en que se trata el tema de una sexualidad retorcida. Supongo que es interesante que Balthus se las arreglara para crear obras tan controvertidas y consiguiera convertirse en un respetado pintor popular. Eso nunca ocurriría con un pintor actual. Le doy crédito por poner su trabajo en primera línea, pero, de otro lado, quizá fue un tipo Damien Hirst más centrado, alguien que veía el arte provocativo como un mercado sin explotar que él podría abordar. No sé mucho sobre él. 

Otros tags:
Deerhunter, Michel Houellebecq, Alain Robbe-Grillet, Balthus

Tu opinión, aquí

Sólo tienes que loguearte con una de las siguientes plataformas:

Dacebook
Twitter
Google
Yahoo
 
Numerocero ©. 2011-2014